Facebook
Twitter
Youtube

Sector Agrícola

  • 12-8-2009

La producción agrícola es el segundo sector exportador que genera más divisas al país.  Más de 336 productos, cultivados en tierras costarricenses, son exportados a 110 destinos del planeta, incluyendo mercados exigentes y dinámicos como:  Alemania, Italia, Francia, Holanda, Estados Unidos, China y Japón.
 
La actividad agropecuaria de Costa Rica es bastante diversa. Banano, café, cultivos de ciclo corto, ganado para carne y productos lácteos; así como las plantaciones forestales representan el mayor uso de la tierra. No obstante, otros cultivos como las frutas y las hortalizas son más importantes en valor de producción por hectárea.

 Costa Rica es:

  • El primer exportador de piña fresca del mundo; conocida en el mercado internacional como “Golden”.
  • Tercer exportador mundial de banano.
  • Cuarto exportador de yuca del mundo.
  • Durante la temporada de invierno en el hemisferio norte, es el tercer proveedor de melón de los Estados Unidos y el primer proveedor de la Unión Europea.
  • Costa Rica se consolida como el principal suplidor de Estados Unidos de chayote y raíces tropicales.
* Debe dar click sobre la franja roja para ver más información.
Productos frescos:

La gama de productos frescos costarricenses es extensa. Algunos como el café, cacao, mango, melón, sandía y la caña de azúcar son productos consolidados que forman parte de la cultura nacional.  Otros como la piña y los tubérculos muestran un crecimiento continuo.
También están los productos de nueva generación, como el rambután y la papaya, en donde la biotecnología ha logrado desarrollar híbridos como la papaya Pococí, que ofrece un mayor grado de dulzura (grados brix).

Los productos frescos costarricenses cumplen con los estándares de calidad requeridos por los mercados internacionales, que velan por la protección del medio ambiente y la seguridad de los trabajadores, como el GlobalG.A.P., que certifica las buenas practicas agrícolas.

Además, conscientes de la importancia de la seguridad alimentaria, el país mantiene una apertura  para someterse a inspecciones y evaluaciones, lo que ha consolidado el respeto internacional.  A lo interno del país, el Ministerio de Agricultura y Ganadería dispone de un departamento:  Servicio Fitosanitario del Estado, que realiza visitas periódicas a productores y exportadores, para verificar que se cumplan a cabalidad los requerimientos exigidos por los mercados internacionales.

Productos amigables con el medio ambiente

Costa Rica apoya las tendencias mundiales y actúa bajo el lema:  "se conserva para producir y se produce para conservar”.  Pensando en el ambiente, el país desarrolla un nuevo eslabón en su cadena productiva, compuesto por: agricultura orgánica, producción en medios controlados, productos verdes, comercio justo  y biotecnología aplicada a la agricultura.

Los descubrimientos en el campo de la biotecnología- realizados en laboratorios costarricenses estatales y privados- han permitido generar hortalizas resistentes a plagas y enfermedades típicas de climas tropicales, así como la generación de nuevas semillas (palma aceitera), nuevas frutas (papaya Pococí) y la implementación de organismos vivos (mosca de mediterráneo) como biocontroladores de plagas.

Productos orgánicos

En Costa Rica hay 11 mil hectáreas de cultivos orgánicos de café, banano, cacao, naranja, piña, azúcar, hortalizas y plantas medicinales, cuya demanda supera la oferta.

La producción ecológica es un sistema de gestión agrícola y producción de alimentos que considera:  prácticas ambientales que preserven los recursos, un elevado nivel de biodiversidad, la aplicación de normas exigentes sobre bienestar animal y finalmente, una producción con sustancias y procesos naturales.

Existen empresas certificadoras internacionales que garantizan la producción orgánica.  En el caso de los Estados Unidos, estos certificadores deben estar aprobados por las Normas Orgánicas Nacionales (NOS).

En la Unión Europea (UE), Costa Rica cuenta con la condición de país tercero, lo que le brinda los mismos derechos que tienen los países de la UE para comercializar productos orgánicos.  Las empresas nacionales que exportan productos a este mercado, gozan de los estándares de calidad que exigen certificadoras internacionales como Ocia, BSC, OkO, Ecocert y Skal.

test